El Rey burlado

-¡Niñas! ¿Voy bien con este traje? ¡Venga, que llego tarde!

-Vamos Sonsoles, tampoco podemos pasarnos.

-No importa Jose Luis, estarán pendientes de la Chacón.

-¿Pero y el Rey?

-¡El Rey puede esperar!

Y así entre doses y solfas, el día X a la hora H el tal Zp llegó-contra todo protocolo-después que su Majestad.

Lo grave fue la falta de puntualidad del presidente de un gobierno, pero los flashes se cebaron en una mujer-como siempre- ¿Por qué me viene a la mente aquella canción de mujer florero?

Y mientras todas las miradas bobas descuartizan a tiras la imagen de la ministra de defensa, Zp se permitió el lujo de sonreir a las cámaras, sonreir al Rey, reirse de su sombra, de todos nosotros, de los cuatro millones de parados y llegar tarde a un acto oficial.

Y lo mejor: se fue de rositas.

Pedazo de presi.

Anuncios

7 thoughts on “El Rey burlado

  1. No si a mí que él se vaya de rositas…me da igual.
    Lo que me molesta es que se crea el ombligo del mundo y que sonría tanto…porque motivos tiene pocos…digo yo.

    Me gusta

  2. Luisa…con el presi me tiras de la lengua. Es lo peor que nos ha tocado vivir…¡que hemos hecho para merecer ésto!
    Que tiemble Europa…que va!!!

    Me gusta

Gracias por pasar y comentar.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s